Estamos muy acostumbrados a ver imágenes GIF como banners en diferentes webs de todas las temáticas, sin embargo Google comenzó a cambiar las reglas de juego y hoy valora más un pequeño video en MP4 que este tipo de imágenes.

Existe una gran cantidad de servicios en línea que permiten no solamente reducir los tamaños de los archivos GIF, que por lo general son bastante pesados, sino que ademas pueden llegar a transformarlos en videos.

Afortunadamente, para los que usamos sistemas Linux, tenemos una excelente herramienta llamada ffmpeg para llevar adelante esta acción.

De GIF a MP4

Una de las nuevas recomendaciones de Google PageSpeed Insights indica que los GIF de gran tamaño no son eficaces para mostrar contenido animado. Para usar menos bytes de la red, te recomendamos que utilices los formatos de vídeo PEG4/WebM para incluir animaciones y los formatos PNG/WebP para añadir imágenes estáticas en lugar de GIFs.

Para esta tarea vamos a utilizar la herramienta ffmpeg que entre sus múltiples utilidades permite realizar esta acción.

¿Cómo instalar ffmpeg?

Para aquellos que utilizan sistemas basados en GNU/Linux Debian, pueden ejecutar el siguiente comando:

$ apt-get install ffmpeg

De esta forma tan simple, ya es posible hacer uso de los diferentes comandos y argumentos.

Ahora bien, suponiendo que nuestro archivo de imagen GIF tenga el nombre de “imagen.gif” podemos transformarlo en un video de la siguiente manera:

$ ffmpeg -i imgen.gif -b:v 0 -crf 25 video.mp4

El resultado de la ejecución de este comando es un archivo llamado “video.mp4” con un tamaño mucho menor que la imágen original y sin perder calidad.

De esta manera, logramos un archivo mucho más optimizado en su tamaño y además solo resta modificar el tag con que se hace referencia, antes utilizando imágen y ahora video.

Artículos Relacionados

Categories: Linux

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *